Alertas Jurídicas Martes , 21 agosto 2018
 NOTA IMPORTANTE
Inicio » A fondo » Hipoteca del máximo
Hipoteca del máximo

Hipoteca del máximo

Paola Rodiles. Abogada del Departamento de Litigación, arbitraje y mediación en Ceca Magán

 

Según la definió Roca Sastre, la hipoteca de máximo es aquélla «que se constituye por una cantidad máxima, en garantía de créditos indeterminados en su existencia o cuantía, que sólo se indican en sus líneas fundamentales, y cuya determinación se efectúa por medios extra hipotecarios». Es aquella hipoteca que se constituye en garantía de un crédito de existencia o cuantía indeterminada de manera que se señala un importe máximo de responsabilidad para cumplir con las exigencias mínimas del principio de determinación registra. En este sentido, podríamos decir que es un supuesto típico de hipoteca de “seguridad”.

 

SUMARIO

 

  • Introducción
  • Hipoteca de máximo
  • Hipoteca flotante

 

 

  • Introducción

 

 

La hipoteca de máximo sentaba sus bases en lo señalado en el artículo 219 del Reglamento Hipotecario (en adelante, “RH”) y en cierta medida también en el artículo 12 de la Ley Hipotecaria (en adelante, “LH”); pero en la legislación hipotecaria no se previó su reconocimiento hasta su aparición en la Ley 41/2007, de 7 de diciembre, por la que se modifica la Ley 2/1981, de 25 de marzo, de Regulación del Mercado Hipotecario y otras normas del sistema hipotecario y financiero, de regulación de las hipotecas inversas y el seguro de dependencia y por la que se establece determinada norma tributaria (en adelante, “Ley 41/2007”), concretamente en sus artículos 153 y 153 BIS.

 

Según ha establecido la DGRN en su resolución de 28 de junio de 2012, nuestra legislación reconoce la existencia de tres clases de hipotecas de máximo:

 

  1. Las hipotecas que se constituyen en garantía de obligación futura (arts. 142 y 143 LH y art. 238 RH);
  2. Las hipotecas en garantía del saldo de apertura de cuenta corriente de crédito (art. 153 BIS LH);
  3. Y las hipotecas globales y flotantes del 153 de la LH.

 

Es importante en este punto dejar claro que, si bien la Ley 41/2007 ha equiparado los términos hipoteca de máximo e hipoteca flotante (vid. apartado VII del preámbulo de la precitada Ley), los mismos no responden necesariamente a una identidad de características. En este sentido, c, por cuanto podría constituirse en garantía de una sola obligación presente, si bien su cuantía no estuviese determinada.

 

Una vez realizada la anterior puntualización, procederemos a analizar de manera independiente las hipotecas de máximo y las hipotecas flotantes, al objeto de arrojar cierta luz sobre estas grandes desconocidas.

 

  • Hipoteca de máximo

 

 

La principal peculiaridad de la hipoteca de máximo, en contraposición con las hipotecas ordinarias, reside en que alguno de los elementos de la obligación garantizada no se encuentra determinado en el momento de la constitución de esta. Ello deriva en que la fe pública registral no se extiende al crédito garantizado, ya que la existencia de la cuantía de éste queda supeditada a la realidad jurídica extra registral.

 

Las características básicas de este tipo de hipotecas son las que siguen:

 

  1. La indeterminación del importe asegurado: ello redunda en que, a nivel registral, en el momento de la constitución de la garantía, tan sólo se anotará el importe máximo del que deberá responder el bien hipotecado, independientemente de si el importe de la obligación garantizada acaba alcanzando dicha cantidad o no.
  2. La indeterminación de la existencia o no de la obligación garantizada: al contrario de lo que ocurriría en las hipotecas ordinarias, en la hipoteca de máximo puede darse la situación de que el bien garantizado sea tan solo hipotético, no llegando nunca a materializarse.
  3. La necesidad de determinación por medios extra hipotecarios del crédito o créditos que vayan a resultar garantizados: de esta manera, el acreedor podrá obtener su título ejecutivo a partir de la prueba y determinación, por medios extra registrales, de la existencia, cuantía y vencimiento de la obligación garantizada.

Este contenido es sólo para suscriptores

Inicie sesión   si usted ya es suscriptor o Suscríbase aquí  si aún no lo es.

Contenidos relacionados

Ver Todos >>

La explotación de apartamentos turísticos en España

La explotación de apartamentos turísticos en España

Por Leonardo Cárdenas Armesto. Socio de Derecho Fiscal y Tributario. AGM Abogados La aparición en el mercado de operadores on-line que ofrecen a los turistas estancias en las ciudades en viviendas en contraposición con apartamentos hoteleros, ha hecho que los inversores hayan contemplado otras formas de inversión. La realidad del mercado financiero, donde la volatilidad es muy importante y donde ... Leer Más »

¿Podría solicitarse la devolución de las cuantías indebidamente cobradas desde finales de junio del 2014, que ascendería a alrededor de 10.000 millones de euros?

¿Podría solicitarse la devolución de las cuantías indebidamente cobradas desde finales de junio del 2014, que ascendería a alrededor de 10.000 millones de euros?

Desde que el Tribunal Constitucional declarase inconstitucional en 2017 el impuesto de la plusvalía municipal cuando se vendiera a pérdidas un inmueble, hasta la sentencia del Tribunal Supremo el 9 de julio de 2018, no ha cesado la avalancha de reclamaciones. El Tribunal Supremo se ha pronunciado sobre el vacío legal existente al respecto durante el último año, sin embargo, ... Leer Más »

La acción negatoria de la servidumbre de paso

La acción negatoria de la servidumbre de paso

Vicente Soler Monforte. Abogado. Domingo Monforte Abogados Asociados   Es necesario realizar una brevísima introducción sobre el complicado mundo de las servidumbres para poder desarrollar posteriormente este artículo sobre la acción negatoria de la servidumbre de paso.   Y digo complicado mundo de las servidumbres porque es una materia de complejo estudio y enrevesada aplicación judicial, que obliga a los ... Leer Más »

¿Qué cláusulas no deben firmarse nunca en un contrato de intermediación hipotecaria?

¿Qué cláusulas no deben firmarse nunca en un contrato de intermediación hipotecaria?

Asunción Santos e Inmaculada Carrillo. Abogadas de Legálitas    Legalmente vienen definidas las cláusulas abusivas como “todas aquellas estipulaciones no negociadas individualmente y todas aquellas prácticas no consentidas expresamente que, en contra de las exigencias de la buena fe causen, en perjuicio del consumidor y usuario, un desequilibrio importante de los derechos y obligaciones de las partes que se deriven ... Leer Más »

Ver más contenidos en esta categoría >>

Logo Header Menu
Right Menu Icon

Comparte este artículo

¡Comparte este contenido con tus amigos!